Me han llamado iluso por soñar, idiota por errar e insensato por amar sin peros ni porqués. Yo lo llamo valentía.